Las ocupaciones del Controller Financiero son de las más relevantes en una compañía. Su misión tiene un peso muy importante en la gestión económica de la empresa y el buen funcionamiento de la misma. Hoy explicaremos en qué consiste esta profesión y cuáles son las funciones de este profesional de la economía.

¿Te interesa? Fórmate a nivel experto con nuestro Máster en Controller Financiero y especialízate para avanzar en tu carrera profesional.

 

La figura del Controller Financiero

Como se puede intuir por su nombre, la figura de este profesional se encarga de controlar las finanzas en una empresa. Como profesional capacitado, el Controller Financiero mediante sus conocimientos en la materia para orientar al gerente de una organización en decidir y dirigir el rumbo de cuestiones administrativo-financieras importantes. En otras palabras, actúa como unión entre los temas de gestión y contabilidad de la empresa y trabaja desde un visón global.

 

¿De qué se encarga y por qué es tan importante?

El Controller Financiero es el responsable que diseña y controla las estrategias financieras, asimismo, se ocupa de la coordinación de la contabilidad, la conservación de los convenios y de optimizar los recursos económicos precisos para el optimo funcionamiento de la empresa.

Cualquier compañía se arriesga continuamente en cada decisión operativa que decide realizar. Inversiones, facilitar créditos, lanzamiento de campañas publicitarias, desarrollo de productos, etc.  En ese aspecto, es preciso incorporar pautas de contingencia lo más potentes posible, para pronosticar, examinar y evaluar los posibles riesgos, desde la gerencia.

En general sus tareas se focalizan en mantener las finanzas diarias y buscar estrategias para prosperar. Como vemos, su cargo supone una gran responsabilidad, por lo que dar un paso en falso puede ser contraproducente para el curso de los asuntos empresariales.

 

Funciones principales del Controller Financiero

Entre las claves de lograr el éxito empresarial, las finanzas juegan un papel crucial y su control, se sujeta con la supervisión del Controller Financiero. No obstante, y dependiendo del tamaño de la empresa, para que ningún detalle se escape, este puede contar con la ayuda y colaboración de un equipo de profesionales con conocimientos de contabilidad.

Dirigir y controlar las finanzas es fundamental para evitar peligros o desviaciones económicas, así pues, entre las funciones de este profesional destacan las siguientes:

 

Colabora en la gestión empresarial

Diseña los mecanismos de control para la gestión empresarial, propone nuevos proyectos, colabora y apoya en la toma de decisiones a la hora de lanzar nuevos productos o servicios, en base al plan financiero y el análisis económico del proyecto de inversión.

 

Analiza decisiones estratégicas

Como adelantábamos, el Controller Financiero, trabaja de manera global. En ese aspecto, para garantir la salud de la empresa, analiza las decisiones que se tomen a nivel de dirección y, al mismo tiempo supervisa constantemente las tareas de contabilidad para evitar que se produzcan errores o fallos en las cuentas económicos.

Para tener una idea de la situación financiera de la compañía, este elabora y hace el análisis de los estados financieros.

 

Planifica la estrategia económica

Gestiona y analiza los riesgos financieros. Para ello, desarrolla los presupuestos mensuales, anuales y de proyectos trabajando en la previsión de actividades económicas y los detalles de los gastos e ingresos de dinero. A su vez, para asegurar la liquidez controla la tesorería.

 

Dirige equipos de su área determinada

En su cargo de líder, coordina y revisa el trabajo de los departamentos administrativos, de contabilidad y finanzas.

 

En definitiva, este profesional experto en toma de decisiones de financiación e inversión, con su trabajo podrá garantizar el control económico de la empresa con el fin de conseguir el mayor éxito posible.